Páginas

miércoles, 30 de enero de 2013

Una imagen vale más que mil palabras
















17 comentarios:

  1. ¿Miercoles mudo?

    La foto es preciosa.

    Saludos, manolo

    ResponderEliminar
  2. Por si quieres visitar mi blog:

    http://marinosinbarco.blogspot.com.es/


    Seras bienvenida. manolo

    ResponderEliminar
  3. que cosa tan hermosa...
    ya regrese al blog... a ver si me visitas..
    besos malque!

    ResponderEliminar
  4. Y es en esa inocencia de los niños o de los animales donde encontramos los mejores y más puros sentimientos.

    Un abrazo

    ResponderEliminar
  5. jajaja es cierto, y lo cumples a rajatabla!
    Preciosa la foto!
    Besos y salud

    ResponderEliminar
  6. mucho amor entre dos amigos desiguales..^^


    un abrazo fuerte^^

    ResponderEliminar
  7. ¡Qué fotografía, tan bonita y tierna!
    Un abrazo

    ResponderEliminar
  8. Yo babeo cada que veo que lo que le he enseñado sobre los animales, lo ha aprendido muy bien.

    La amo.

    ResponderEliminar
  9. Puede que tu amor por tus bestias peludas será un excelente medio para comenzar a vincularse :D
    Me encanta la cara de tu chucho de "ya deja de joderme...ah, haz lo que quieras" XD

    ResponderEliminar
  10. Siii... :)

    Lo mas interesante de la vida comienza con gestos sencillos:

    una sonrisa, un abrazo, un beso...

    ¿Tengo razon?

    Bss

    sarva mangalam
    Namasté.

    ResponderEliminar
  11. Awww qué ternura, y babo asomando los dientes jejejeje qué perritos estos :D

    ResponderEliminar

Usté habrá de disculpar la falta de respuestas a este soliloquio intrínseco en el que me hallo.
Visitaré su blog agradeciendo la visita tan pronto el tiempo y la memoria me lo permitan.

Suya pero no de usted

la MaLquEridA

Musa con cuernos

PARA LA MALQUERIDA

La Malque es un corazón de sol escondido y mil silencios largos. Es beso de agua y luz de ciegos en el desierto diario. La leo y me leo. La leo y la siento. La leo y la quiero. Vamos de la mano desconocidos y alejados por los caminos rotos y astillados de la vida cansada y del tiempo huraño. Refunfuñamos por todo y hasta en el infierno tienen miedo de que un día aciago lleguen nuestros pasos. Chocamos con mil horas arañamos las rutinas odiamos la compasión nos dan risa los ángeles y mucha pena los diablos. Nos cansa todo y más que nada el resto de los humanos. A veces herviríamos a los que nos rodean y otras daríamos la vida por hacer reír a un chavo. La Malque es un corazón de sol escondido y mil silencios largos. Toro Salvaje