Páginas

martes, 2 de mayo de 2023

Mi chula

Es lo más hermoso que he sentido en estos últimos meses. Tener entre mis manos la superficie con un borde hecho un día que a Laura se le ocurrió dejarla en un lugar que no debía.
Hermosa, preciosa, chula, linda. La abracé, le di muchos besos. 
Todos los días le veo tan lejos y tan cerca de mí. Inconmensurable el amor que le tengo. 
Llevamos casi tres meses separadas pero en casos de urgencia soy la opción con menos pérdidas. Digo, escribir es importante para mi pero si no hay manera, hagamos que sea leve la espera.
Le hermosa, bella y chula computadora ha tenido que ser cedida por un tiempo a mi bella hija para ser usada por completo los días sin nombre.
´tonces hoy terminó temprano de usarla. Y más pronto que inmediato la tomé entre mis manos, la llené de besos y me puse a escribir. Claro que después de permanecer sin usar mi cerebro este se encuentra oxidado. Hay que ponerle aceite a los engranes del recuerdo, cerrar los ojos para atraer más cerca los pensamientos furtivos para escoger lo que sea digno de escribir.

El moho en mis escasas neuronas está muy arraigado, tanto que no pude limpiarlo del todo bien, y pues, no pude recoser los recuerdos con  las fábulas pérdidas, los sentimientos engañosos, las lágrimas de sapa coherente, el ignominioso proceder que me orilló a cometer un hecho bochornoso que si algún día logro quitarle la vergüenza que me da recordarlo, quizás lo escriba en este evento conceptual al que adhiero la conciencia de lo inmediato. Ahora pongan todo eso en una olla de grillos. Aí me dicen lo que resulte.

Ya lo decía el gran señor del conocimiento y la sabiduría, gran andante de los caminos inquietos. Peregrino de la palabra, asesor de mi vida por casi diez años, y después me abandonó pero pus de eso no estaba hablando. Y para colmo olvidé de lo que estaba hablando porque me distraje viendo la maravillosa película -para mí- El Dorado, que Barry y Laura ven para aligerar la noche.

Antes podían pasar muchas cosas a mi alrededor sin inmutarme pero no es lo mismo la MaLquEridA que cien años después. El cerebro no carbura a la primera, agregándole las chorrocientas pastillas ingeridas durante los días demasiado calurosos, y la sabrosísima agua de frutas refrescante que Laura y el Barry me han traído para aminorar el escozor provocado por los miles de piquetes imaginarios del calor hacen que de nuevo las ideas vuelen por todos lados sin que ninguna concuerde.

Lo que es muy cierto es que sentir las teclas en mis dedos bailarines es fabulosa. 

Antes de que desaparezcan los miles de seguidores y de que cante el gallo Claudio tres veces, volveré a escribir aunque eso sí, no prometo congruencia. La otredad ha permanecido dormida durante tres meses, seguramente el silencio le ha gustado más -como a mí- que escribir al ritmo del tum tata tum tata tum tatatum.

Auf wiedersehen freunde








 



Musa con cuernos

PARA LA MALQUERIDA

La Malque es un corazón de sol escondido y mil silencios largos. Es beso de agua y luz de ciegos en el desierto diario. La leo y me leo. La leo y la siento. La leo y la quiero. Vamos de la mano desconocidos y alejados por los caminos rotos y astillados de la vida cansada y del tiempo huraño. Refunfuñamos por todo y hasta en el infierno tienen miedo de que un día aciago lleguen nuestros pasos. Chocamos con mil horas arañamos las rutinas odiamos la compasión nos dan risa los ángeles y mucha pena los diablos. Nos cansa todo y más que nada el resto de los humanos. A veces herviríamos a los que nos rodean y otras daríamos la vida por hacer reír a un chavo. La Malque es un corazón de sol escondido y mil silencios largos. Toro Salvaje

Porque siempre queda espacio para nuevas libertades.

...che madre (132) ...RKO (2) 2010 (1) 28 de junio de 2014 (1) abandono (20) abuela (64) agradecimientos (14) alucinados (90) Amigocha (1) amigos (117) amor (34) amor y desamor (14) amores y desamores (13) arrepentimientos. (7) aventuras.inocencia (19) baile (8) Barry (162) berrinche (36) besos (13) blog (70) Bunbury. (22) Calixto (4) cambio. (21) casa (14) celular (8) club (2) comida (10) complejos (22) conciencia (36) conciertos (4) confusiones (31) CristyAna Melindrosa (1) cuentos (19) cuentos cortos (70) cuentos de-mentes desequilibradas (130) cuentos para mentes desequilibradas (1) culpas (20) de película (25) departamento (2) Diagnóstico (19) dolor (36) educación (17) ego (4) emociones (48) enfermedad (33) enfermedad. (16) entrevista (2) ep (5) es hora de hablar (20) escuela (10) Familia (78) familia real (22) familia. (38) fans (8) felicidad (79) Ficciones (44) Flor (258) flores (15) fobia (12) fortaleza (13) gente (25) grande (6) grande. (6) gritos (20) guapos (8) guarreces (7) heridas (29) hermanos (37) hijos (52) historias (175) historias.MaLquEridA (166) hongo... (20) hongos (9) Hoy (10) hoy escribo lo que quiero. Desnuda. Contradicción (79) huesos (6) ilusiones. (12) impotencia (22) insomnios (2) intercambio (1) juegos (28) Kiku (41) Kiku Muny (45) la f... no mam´s (2) lado oscuro. (34) le entro (18) libros (7) libros. (2) llantos (22) lluvia (10) los 200 (1) lunares (2) malo (38) Malo. (22) MaLquEridA.sueños (47) mamá (36) mascotas (71) mchálas (6) me cae (7) mi casa (3) miedo (10) milagros (6) mudanza (3) muerte (9) Muny (10) Natalia la bella (88) navidad (6) nervios (16) niñez (17) niñez. (8) no mames (17) nueris (7) olor (6) padres (29) papis (4) Parkinson (23) Pelusa (1) pensar. (30) pensar.ilusiones (10) Pepe (6) perfume (11) pertenecer (6) pianista (2) planes (9) poesía incorrupta (3) radio (3) raros (3) real (30) realidades (70) reina hongo. (48) risas (17) Santa (6) secuestro (3) si acepto (4) sin nada que hacer (34) sin rencores (22) sobrinos (4) soledad. (8) sueños guajiros (64) sueños infantiles (13) suicidio (2) suicido.ángel (3) sustos (4) televisión (4) trabajo (8) tradiciones (9) tris (2) triste (17) unión (7) utopías (15) vas (6) vergüenza (8) vida (57) vida. (29) virtual (4) vivir (24) yo mera (12) yo mera. (4)

Ángeles de la fe

Yo traigo la verdad en mi palabra Vengo a decirte de un niño sin abrigo. Vengo a decir que hay inviernos que nos muerden, de la falta de un amigo. Vengo a contarte que hay luces que nos hieren, que existen noches sin whiskys ni placeres. Vengo a decirte que está cerca tu condena. Hoy una madre murió de pena. Déjame cantar, tengo vergüenza de ser humano como tú, en tu presencia. Descubrirme a mí mismo y en tu figura qué poca cosa somos sin ternura.