Páginas

sábado, 27 de julio de 2013

Ensayo de una vida

La vida suele ser una paradoja. No puedo moverme de aquí porque me muevo mucho. 
No me dejes sola con esta soledad arrepentida. 
Ser o no ser feliz en solitario.
Tengo resaca mental.
No molestar. 

Mejor hablaré de mi perrito. Le dio un ataque de nuevo. Comenzó a convulsionarse y me asusté. No puedo hacer mucho cuando eso pasa. Lo acaricio procurando no se golpeé contra los muebles o el piso. Pasó una eternidad. Maldecí al dios de los perros porque le mandó esa enfermedad a mi Tiki. Babito se pone nervioso. Sabe que algo le pasa a su hermano. Ladrando muestra su desesperación. Logro arrodillarme junto a Tiki, le sobo su lomo y su nariz. Tiene la lengüita de fuera. Mi perrito. Se acurruca en mis pies. A él le aguanto todo, incluso que orine donde sea, que lama mis manos y me muerda en la noche porque ya no distingue que soy yo.

Los sábados duran como si tuvieran 48 horas. 
Estaba pensando en el porqué antes de nacer no nos pasan la película de nuestra vida. Tomaríamos conciencia de ello. Evitaríamos lo que no debemos hacer. Quizás viviríamos mejor. 

He sido pobre. He sido rica. Es difícil ser yo. Demasiado egocéntrica según mi percepción. 
Soñaron que me moría dos personas distintas. Dicen que significa no me voy a morir pronto. ¿Será bendición o maldición? Alguien dijo que voy a enterrar a todos, no saben lo que dicen. Emilia me sueña seguido, dice que terminaremos juntas. Ella y yo juntas, no suena mal. Las dos hermanas unidas tardíamente.

Paso mucho tiempo conmigo misma. He aprendido a conocerme. A veces gano a veces pierdo.
Soy una golondrina en invierno.
Barry. 
Si muere me voy con él. Mi vida no la imagino sin su presencia. Cenizas de los amorosos tiradas al viento. Si quieres llorar hazlo en sábado, tendrás el domingo para recuperarte. 
¡Oh soledad no me tomes entre tus brazos! 
Tengo el nombre de unas pastillas mágicas, las voy a comprar. Desapareceré de este mundo por unas horas. Me duele la cabeza. Quiero decirte que no me dejes sola pero no estás. Ya. Hoy no estoy para nadie. Mañana es domingo. ¿Los domingos también son de fiar?








25 comentarios:

  1. Ay Malque! Qué triste y qué hermos lo escribiste , será que tu transparencia ilumina tus letras ?
    Es triste sentirse solo, la soledad apesta. Yo creo que solos venimos, solos nos vamos. Tu Barry es tu compañero en el transcurso de un tiempo, se nota que lo amas y te acostumbras a el pero no naciste con el, así que si el llegara a irse primero, tú sabrás bien como seguir, aunque tal vez indefensa como cuando naciste. Pero no estarás sola , toda una larga experiencia te abraza y un par de gente también. Un beso de invierno en una noche Argentina cálida :)

    ResponderEliminar
  2. deberías irte preparando para la partida de tu amigo, ir viendo que hacer con el cuerpo el día que se quede sin energía, tengo entendido que ya es muy común los que prestan ese tipo de servicios con las mascotas que fallecen.

    aquí hay uno que hasta viene por el cuerpo, se lo lleva y te trae las cenizas a los dos días.

    o en su momento puedes enterrarlo en el jardín, por su tamaño no causan mucho problema sanitario, luego en un par de año sacas los huesitos ya limpios y los pones en una urna bien bonita.

    :-)

    yo asi lo he hecho X-P

    los domingos no son de fiar, tampoco los pinches lunes!

    ResponderEliminar
  3. Natalia: Gracias Gitana.

    Sé que el instinto nos hace sobrevivir a pesar de todo y que por mucho que amemos a alguien, nos sobreponemos y seguimos adelante pero yo estoy convencida que moriré si algo le pasa a Barry, sólo lo sé.

    Un abrazo (amo el invierno)


    Xhabyra: Hemos pensado eso. Lo han desahuciado tres veces y por eso lo tenemos previsto.
    El veterinario dice que él se llevaría el cuerpo a incinerar y nos traería las cenizas pero preferimos que quede en su casa, en el jardín de enfrente.

    Cada miembro de esta familia tiene dicho como y en donde va a quedar. Los chihuahuas no lo dicen je pero nosotros decidimos por ellos.

    La muerte llegará lo tenemos claro pero el golpe de la partida de perris nos llegará al alma por eso dejamos que haga y que coma lo que quiera tal y como querríamos que hicieran con nosotros.

    Gracias por pasar.

    Un saludo

    ResponderEliminar
  4. No estas sola Malque, tu no lo estas, yo no lo estoy, tenemos personas maravillosas que nos quieren, para muestra puedes leer los comentarios de tu blog, quizás esta un tanto nostálgica, puede pasar, nada de malo en ello hay, (y pasa un tantito más cuando nos desvelamos, grr amiguita) quienes nos vamos primero, quienes después; no se puede saber, seguro si le preguntan a Barry, responde lo mismo que tu, mañana alumbrara más el sol, TQM, miles de abrazos

    ResponderEliminar
  5. María: Mañana es domingo, mañana saldrá el sol, los domingos él siempre sale a pasear.


    Un beso.

    ResponderEliminar
  6. Ya es domingo.
    Murió el sábado.
    Ahora son las 7:15 de la mañana, y 24º ya!!!
    El calor me tiene frito (nunca mejor dicho).
    Nunca he querido una mascota por el dolor que supone su muerte.
    Ya bastante tengo con la de algunos humanos, no muchos eh...

    Espero que hoy estés mejor.

    Besos.

    ResponderEliminar
  7. TORO SALVAJE: Ya es domingo mi TORO pero sigue siendo de noche, medianoche. todavía no es madrugada, buenas madrugadas.

    Estaré bien no te preocupes, todo pasa,, ya cené y con el estómago lleno todo se ve mejor además me dijeron que mi nombre es muy bonito y eso me hizo sentir bien. Llamarme Flor de María es lo mejor que me pudo pasar.

    Chau Toro, ten buen domingo.

    ResponderEliminar
  8. MaLquE:

    Eres una mujer única, y un gran ser humano. Vendrán muchas cosas buenas, ya lo verás.

    La cosa es no pelearse mucho con el asunto, los malos ratos como vienen, se van.
    Todo pasa.
    Y si, tienes un nombre muy bonito.
    Aquí aún es sábado, te deseo un feliz domingo.


    Por cierto, yo me llamo Priscila (ja,ja,ja)

    ResponderEliminar
  9. yo no le temo a la muerte, sino al destino, ése gran bromista. no me imagino reencarnar y repetir la vida anterior. ¡de terror!
    yo sospecho que el destino se maneja un humor noir.
    besos.

    ResponderEliminar
  10. Mis padres tienen una chihuahua (chihuahuense en México) y le ocurre lo mismo porque tiene un soplo al corazón. No le hagas ver que tiene una enfermedad si no quieres que muera antes.
    Los domingos son para disfrutar lo mejor de la semana, no para sufrir el mañana lunes. Fíjate, que no fíate!

    ResponderEliminar
  11. Si mueres te vas con quien quieras, mientras tanto y llega el día, nada de pastillitas mágicas para desaparecer de este mundo, aunque sea por unas horas, que luego te acostumbras y nunca dejarás de estar sola.

    A veces me desconciertan tus maneras de decir: "Quiero decirte que no me dejes sola pero no estás. Ya. Hoy no estoy para nadie". ¿A quién le pides que no te deje estar sola, y por qué luego que hoy no estás para nadie? ¿Y si viene y no te encuentra? ¿Y si vino y se marchó? No puedes esperar por alguien y esconderte... no puedes estar solo para ti.

    Los viernes son de fiar, los domingos son para ir a misa y creer en los milagros. Beso grande.

    Salud.

    ResponderEliminar
  12. Cuando estés de bajón no busques pastillas mágicas. Cógete un pañuelo, siéntate y mira la foto de esa niña con una tela verde en la cabeza que tienes a la izquierda. El pañuelo para cuando se te caiga la baba. Deja un cachito para limpiar también la nuestra. Es un sol.
    Besos.

    ResponderEliminar
  13. la verdad es que:
    el ser humano es una "paradoja bípeda" en toda la extensión del concepto
    y ante ello no queda más que
    asumir(se) y reconocer(se), para desarrollar(se) y evolucionar

    abrazos

    ResponderEliminar
  14. Ya es domingo, no sé si es un día de fiar, pero son inevitables y hasta tediosos por esas tardes donde todo se queda quieto.
    Espero hoy estés mejor. El dolor de nuestros animalitos, una mirada de ellos convalecientes nos oprime el alma y cuando nos sugieren “sacrificarlos” se nos viene el mundo encima, así que te entiendo, mejor dejar las cosas como están y esperar dándoles mimos.
    Si nos pasaran una película de nuestra vida creo que todos nos quedaríamos en el útero, mejor no saberlo y salir ilusos a este mundo raro.
    ¿Puedo irme a vivir a tu reino de hongos? Me gusta la portada.
    Un abrazo Malquerida.

    ResponderEliminar
  15. Muerte, no sabemos mucho de ella, solo lo que nos cuentan, yo creo que no es tan mala, por otra parte, desconectar para siempre puede ser bello, ya nos comentamos si es que es posible encontrarse, yo te buscaré :)
    Besos y salud

    ResponderEliminar
  16. Espero mejores del dolor de la cabeza, dale mucho amor a tu perrito, cuando tu partas, él estará contigo, yo creo que cuando muera me reuniré con todos mis perritos. Cuídate mucho mis mejores deseos para ti , un abrazo fuerte.

    ResponderEliminar
  17. Cuántas percepciones. La vida doliéndote desde tu perro convulsionado. La soledad que espina.La marca de los días, en ese sábado. Los domingos me llenan de una murria. Son días letárgicos. Un aburrimiento me enerva. UN abrazo. Carlos

    ResponderEliminar
  18. El tiempo suele llevar la contraria a nuestros deseos. Cuando no queremos que pase se va volando, y cuando queremos que pase pronto se hace eterno. Me imagino lo desesperante que tiene que ser ver al perrito con la convulsiones y sin poder hacer nada más que esperar a que se le pase, pero ya veo que ustedes están bien mentalizados en todo lo que pueda suceder. Y espero que a estas horas ya se te haya quitado el dolor de cabeza, Flor, y que la luz del día te haya traído alguna sonrisa. Con respecto a lo que dices de los domingos me hiciste pensar, porque si los pusieron de día de fiesta quizás es que no son de fiar, y más si dicen misas y tocan campanas, como para exorcizarlo. En todo caso, que tengas un buen día, lo que queda de él, querida Flor. Besos.

    ResponderEliminar
  19. Arriba, Malque, arriba. ¡Tené un poquitín más de fe, de paciencia, que a pesar de todo el tiempo seguirá siendo así de relativo y a nuestro camino arribará todo a su debido tiempo!

    Espero que el pequeñín esté bien... Realmente cuando algo así le pasa a un perro, siendo estos mi debilidad, me sensibiliza mucho. Entiendo cómo te podés sentir...

    Y, lo más importante, nada de pastillas. Nada. Por experiencia, a pesar de ser joven, sabés que he tenido que tomar medicación, así que no te lo recomiendo. Sos una mujer de enorme fortaleza, se te nota, se puede leer a través de cada entrada, y la medicación no hará más que evadir la situación. Nunca va a tener tu fuerza para resolver las cosas, nunca.

    ¡Espero que este fin de semana haya pasado y que el sol brille para vos el lunes!

    ¡Te mando miles de abrazos y besos para que estés mejor!

    ResponderEliminar
  20. Hola Malque, tuve un perro que estuvo muchos años con ataques epilépticos de esos, cuando se le pasaban se ponía muy contento y tan tranquilo.
    Mi madre también dice que si alguien te cuenta que soñó que te mueres, eso quiere decir que te da años de vida, jejeje.

    Saludos y ánimos majísima

    ResponderEliminar
  21. Ella: Todo pasa y el mal momento también.

    Gracias Priscila.

    Un abrazo.

    DRACO: Si reencarno me vuelvo a morir las vidas que me restan jaja.

    Beso

    bixen: No se lo hago ver antes al contrario lo mimo mucho.

    Los domingos, ¡ah los domingos y su tedio sempiterno!

    Saludos.

    de soslayo: Necesito dormir, me urge y si para ello debo tomar pastillas mágicas lo haré aunque sea por una sola vez.

    Qué importa a quien se lo digo si para el que sabe lo hace suyo.

    Los domingos, no sé si algún día lleguen a gustarme.

    Un beso

    Macondo: Hice algo mejor que eso, vi sus videos y la tristeza desapareció.

    La Bella es magia pura.

    Un brazo

    ResponderEliminar
  22. elisa lichazul: Yo lo decía por el parkinson. Me muevo mucho sin querer y a donde quiero moverme no puedo.

    Un abrazo.

    VivianS: El domingo mejoró hacía la tarde afortunadamente.

    Lo mimo a mi perrito mucho je.

    Yo no me quedaría en el útero, saldría a intentar cambiar el destino.

    Un abrazo, gracias por tu presencia.

    Genín: Amigo yo también te buscaré y te daré miles de abrazos y me quedaré un rato contigo en tu ranchito.

    ¿Chido no?

    Besos

    jossep: Ya pasó, la mejor medicina fue la presencia de mi familia y mis perros.

    Un abrazo.

    Rober: La luz de Natalia trajo alegría a un domingo aburrido llenándolo de esperanza.

    Te quiero amigo.

    ResponderEliminar
  23. Avellaneda: Sé que la mejor opción no son las pastillas pero requiero dormir y no puedo, eso si, aguantaré un poco más.

    Un abrazo.

    EldanY dalmden: Hola

    A mi chihuahua le pasa lo mismo, después del ataque anda como si nada, deberé aprender de él.

    Un abrazo.

    ¡Fiuuu! Temí no terminar nunca. ;)

    ResponderEliminar
  24. vaya, Tu tiki tiene suerte de tenerte, que origina sus convulsiones? tiene medicacion? cuantos años tiene?

    Lo de emilia y tu me entristecio un poco, no me gustan cuando hablan de la muerte, la mia no la temo, pero si la de los demas!

    ResponderEliminar
  25. Personalmente odio lo domingos. Porque se respira un aire de "ya está cerquita el Lunes". Me deprimen.... me hacen extrañar la felicidad plena a la que llego los sábados.

    Pobre perrito, felizmente tiene una mami que lo cuida mucho.

    Un beso mi Malque!

    ResponderEliminar

Chiquita, de cabeza que cambia constantemente de color. De mirada triste con pestañas de burro. Vive donde puede haciendo lo que quiere. Todo se ve mejor desde un segundo plano.

la MaLquEridA

Musa con cuernos

PARA LA MALQUERIDA

La Malque es un corazón de sol escondido y mil silencios largos. Es beso de agua y luz de ciegos en el desierto diario. La leo y me leo. La leo y la siento. La leo y la quiero. Vamos de la mano desconocidos y alejados por los caminos rotos y astillados de la vida cansada y del tiempo huraño. Refunfuñamos por todo y hasta en el infierno tienen miedo de que un día aciago lleguen nuestros pasos. Chocamos con mil horas arañamos las rutinas odiamos la compasión nos dan risa los ángeles y mucha pena los diablos. Nos cansa todo y más que nada el resto de los humanos. A veces herviríamos a los que nos rodean y otras daríamos la vida por hacer reír a un chavo. La Malque es un corazón de sol escondido y mil silencios largos. Toro Salvaje