Páginas

domingo, 6 de enero de 2013

Se llama Corazón de Trapo






Cuando por fin pude dormir Kiku me levantó para que viera lo que Los Reyes Magos dejaron en mi bota, una hermosa muñeca.
Desde anoche que oí a Los Reyes en la sala estaba emocionada, sabía que lo que pedí nunca me lo traerían porque no soy boba pero sabía que me llegaría algo.

Mi Rey Mago supo que quería una muñeca pero como la que pedí era modelo antiguo como yo, no la pudo encontrar, sin embargo me trajo una muñeca a la que no sabía como llamar y como no me gusta que mis muñecos no tengan nombre, la bauticé como Corazón de Trapo.
Desde hoy Corazón de trapo estará en mi cama.

La Reina Maga me dará un regalo en la tarde. El otro Rey Mago de plano no me traerá nada porque ya tiene una hija llamada Bella entonces queda descartado.
Por cierto ellos no saben pero seré una Reina Maga, es una sorpresa que les tengo que no se imaginan.
Igual soy feliz porque ellos nunca se olvidan de mi con todo y mis canas pintadas de Rubio Claro Cenizo y de que no termino de crecer.

Con la partida de rosca en la noche acompañada con un chocolate de Oaxaca que nos trajo Nueris, se dan por finalizadas las fiestas de fin de año.

Amén.










Musa con cuernos

PARA LA MALQUERIDA

La Malque es un corazón de sol escondido y mil silencios largos. Es beso de agua y luz de ciegos en el desierto diario. La leo y me leo. La leo y la siento. La leo y la quiero. Vamos de la mano desconocidos y alejados por los caminos rotos y astillados de la vida cansada y del tiempo huraño. Refunfuñamos por todo y hasta en el infierno tienen miedo de que un día aciago lleguen nuestros pasos. Chocamos con mil horas arañamos las rutinas odiamos la compasión nos dan risa los ángeles y mucha pena los diablos. Nos cansa todo y más que nada el resto de los humanos. A veces herviríamos a los que nos rodean y otras daríamos la vida por hacer reír a un chavo. La Malque es un corazón de sol escondido y mil silencios largos. Toro Salvaje

Los inmortales