Páginas

jueves, 7 de julio de 2011

Cómo ser buena madre y no morir en el intento

.


¿Cómo se le ayuda a un corazón destrozado?
¿Cómo se le dice a una hija que hay más hombres en el mundo?
¿Cómo hacerle entender que el amor de su vida no era él?
¿Cómo decirle que no llore porque me parte el alma?
¿Cómo decirle que vendería mi alma al diablo por volver a verla sonreír?
¿Cómo decirle que lo único que puedo ofrecerle es poner su cabeza en mi pecho?
¿Cómo se ayuda a que la luz de sus ojos vuelva a brillar?
¿Cómo? si lo único que soy es esto poco que ve y que nada puede ofrecerle más que mi amor de madre.

Hoy toca en Escribicionistas

31 comentarios:

  1. Cierto. Amor de madre.Pero un corazón destrozado, no repara en que su dolor, nos duele también. Bello, sentido, con carnadura humana. Un beso. carlos

    ResponderEliminar
  2. Dile que siempre habrá otra persona dispuesta a darnos su amor y a recibir el nuestro.

    ResponderEliminar
  3. ay, las dudas existenciales... quizás la respuesta sea muy simple. La experiencia de la vida se consigue a través de la alegría y el dolor propios, nadie puede cambiar ninguno de los dos por un sentimiento propio. ¿Cómo hacerlo? Dejar que el tiempo cure el corazón.
    saludos desde el maestrazgomagico.blogspot.com
    RAUL

    ResponderEliminar
  4. A veces no se necesita decir, solamente con estar es suficiente esas cosas se sienten.

    Un Beso

    ResponderEliminar
  5. Solo haz presencia, enjugale sus lágrimas, no preguntes,pero no la dejes sola sientate a su lado, llevale lo que a ella le gusta,toodo en silencio.Ayudala a salir de ese trance, pero en silencio, tus obras más que tus palabras ella las valorará más, cuando ella esté lista para hablar entonces te contará, sólo entonces es ahí cuando tus consejos y tus palabras de consuelo vendrán como bálsamo para pobre corazón herido.
    Eso yo lo haría si fuera MADRE!
    te quiero malque, se que todo funcionará bien otra vez.
    TAMBIEN ESTO PASARÁ!

    ResponderEliminar
  6. No hay manera, estoy seguro, uno debe darse sus propios porrazos para entender de qué va la vida.
    Un abrazo.

    ResponderEliminar
  7. pues quiza no se tiene que decir nada, solo estar ahi y quiza escuchar y acompañar ese dolor

    ResponderEliminar
  8. Se lo puedes decir, pero da igual, ese dolor solo lo quitará el tiempo, como bien sabes...
    Besitos y salud

    ResponderEliminar
  9. No se puede evitar que un hijo sufra. Las madres podemos estar a un lado, acompañando, dando un consejo si así lo piden, pero nada mas...
    Es necesario que los hijos tengan sus propias experiencias aunque éstas sean dolorosas. Cuando las superen por ellos mismos, serán más fuertes...

    Besos

    ResponderEliminar
  10. eso!!!! tu lo acabas de decir.....

    que nunca falte el amor de madre.

    es importante decirle todas esas cosas, pero solo una vez. Ella va a meditar, refleccionar, entender y asimilar sola, lo imoprtante es estar siempre a su lado, que no se sienta desprotegida ni abandonada.

    No hay nada que el tiempo no cure las heridas.

    si no se dieron las cosas es porque no era el elegido por los dioses.....llegara el bueno y mejor.

    ResponderEliminar
  11. Soy madre desde que tengo nocion de existencia, para mi ya es algo tan natural .. :)
    Te quiero mucho Malque !

    ResponderEliminar
  12. Hola Ángel:

    Es lógico sufrir por nuestros hijos cuando sufren.
    Es lógico que ellos sufran, como sufrimos todos.
    La lógica nunca va de la mano del sentimiento, parece.
    Todo pasa querida Flor, como sabés, ya sonreirá de nuevo.
    Besos.
    Daniel.

    ResponderEliminar
  13. como duele ver sufrir a quien queremos y sentir esa gran impotencia del que sabe que nada puede hacer por suavizar el dolor ajeno.
    Como se clavan las lágrimas del ser querido en nuestra propia alma.
    Eso es el amor sea cual sea su origen.

    ResponderEliminar
  14. Pues creo que no, no hay manera de ayudarle, está pasando por una de esas de las que tenemos que salir solitos y ni todo tu amor ni todas tus palabras la sacarán del trance, aquí aplica el cliché más cliché de todos "El tiempo cura todo" sólo eso el tiempo.

    ResponderEliminar
  15. Es que si duele tanto, es porque a veces no se quieren más hombres en el mundo....y se cree que sea ése el hombre de nuestra vida...Sino...sería todo tan fácil...
    Quizá pienses que no puedes ayudarla..pero créeme, sólo estando ahí ya la ayudas bastante....
    Ánimo y dile a ese corazón lastimado que siempre, en lo más oscuro de la noche, es cuando empieza a amanecer...
    Besitos

    ResponderEliminar
  16. A veces Malque, no hay que decir nada, sólo "estar".
    Seguro que todo lo demás lo sabe, y cuando pare de llorar y se limpie los ojos, lo verá con claridad.

    Ya sabías que crecer no era fácil.

    Un beso, para ti y para ella.

    ResponderEliminar
  17. ohhhhhh pero que lindo me viene como anillo al dedo, que ando puteando contra los hombres... ya me voy de volada al otro blog, besos y abrazos mi malque! nos estamos leyendo.

    ResponderEliminar
  18. Que dolor soy mama de un pequeño de 3 años y no me quiero imaginar lo que sera para mi el dia que venga con su primera decepcion amorosa... suerte!! y mucho amor!

    ResponderEliminar
  19. cuando las lagrimas de nuestros hijos anegan sus ojos nuestra alma llora con ellos, lo único que podemos hacer es ofrecerles todo nuestro amor y consuelo, y dejar que el tiempo cure pronto la herida de su corazón y mientras llegue ese momento estar siempre unidos en alma a ellos. Un besin de esta amiga que te aprecia un montón.

    ResponderEliminar
  20. Pues yo creo que esas son las dudas eternas de todas las madres

    e___e

    cuidate mucho

    byE

    ResponderEliminar
  21. Es difícil, quizá lo único que puede hacerse es darle apoyo, escucharla y reconfortarla para que la pena vaya pasando, quizá sólo el tiempo puede curar heridas así :(

    ResponderEliminar
  22. No necesitas decir ni hacer nada.

    Solo estar ahí y que ella sepa que lo estás, y darle amor y calor cuando lo necesite, y sí, enjugar sus lágrimas cuando las vierta.

    Por lo demás, ella debe dejar que la herida cicatrice. Que parece que no pero todas cicatrizan...

    ResponderEliminar
  23. No necesitas decirle nada. Ella ya tiene las herramientas que tú le has dado desde que nació..
    Sólo acompañarlat y prestarle tu hombro por si quiere llorar..

    Besos

    ResponderEliminar
  24. Con una mirada??? creo que todo eso que no podemos decir con palabras se transmiten con la mirada a esos seres que amamos
    Beso!

    ResponderEliminar
  25. Ella estará bien cuando comprenda que puede sanar sus heridas con el amor que ya no malgasta.
    Llorar es necesario para drenar el dolor.
    Muy aparte de eso, cada quien tiene su forma de afrontar los duelos; tu la conoces mejor que nadie, déjala sola cuando lo necesite o acompáñala y escuchala cuando quiera.

    ResponderEliminar
  26. Yo creo que darle espacio dejarla llorar y luego hablarle con... netas, con todo tu amor no habrá manera de que se sienta sola. :D

    Saludos
    Un beso
    ¡Suerte!

    ResponderEliminar
  27. Ayyyyyyyyyyy Malque!!!! Sé que darías lo que fuera por no ver sufrir a un hijo!!!! pero sabes???? los malos ratos ayudan a madurar y a fortalecerse ante situaciones adversas. Esta vida es así llena de cosas buenas y de cosas malas y de todas hay que aprender. Llorar es bueno porque se alivia el alma y tras pasar el correspondiente tiempo de duelo, luego las cosas se ven de otro color. BESITOS Y SALUDITOS DESDE ESPAÑA.

    ResponderEliminar
  28. Ahy ha de ser horrible ver a tu hija verla sufrir por un patan cualquiera y aunque no lo fuera, pues igual duele, lo bueno que tiene mucha mama que esta con ella, animo ¡

    ResponderEliminar
  29. Mírala a los ojos y sus brazos te darán las instrucciones.
    Ese dolor pasa y se aprende. Alégrense de que no hubo consecuencias mayores... y besitos caribeños para mi colega.

    ResponderEliminar
  30. La vida es muy dura, tarde o temprano todos pasamos por una experiencia así... pero entiendo el dolor que debe sentirse cuando el que sufre es tu hijo, la impotencia debe ser desesperante.

    Eres muy buena mamá Flor, tranquila, la tormenta pasará.

    Saludos.

    ResponderEliminar

Aí usté habrá de disculpar la falta de respuestas a este soliloquio intrínseco en el que me hallo. Sucede que en este su blog -que es mio pero por educación se lo ofrezco- el pp se apodera de la poca lucidez y tiempo que poseo.

Visitaré su blog agradeciendo la visita tan pronto el tiempo y la memoria me lo permitan.

Suya pero no de usted

la MaLquEridA

Musa con cuernos

PARA LA MALQUERIDA

La Malque es un corazón de sol escondido y mil silencios largos. Es beso de agua y luz de ciegos en el desierto diario. La leo y me leo. La leo y la siento. La leo y la quiero. Vamos de la mano desconocidos y alejados por los caminos rotos y astillados de la vida cansada y del tiempo huraño. Refunfuñamos por todo y hasta en el infierno tienen miedo de que un día aciago lleguen nuestros pasos. Chocamos con mil horas arañamos las rutinas odiamos la compasión nos dan risa los ángeles y mucha pena los diablos. Nos cansa todo y más que nada el resto de los humanos. A veces herviríamos a los que nos rodean y otras daríamos la vida por hacer reír a un chavo. La Malque es un corazón de sol escondido y mil silencios largos. Toro Salvaje