Páginas

martes, 30 de agosto de 2016

Duermevela sin rumbo

Quizá todo sea producto de una mala noche. Una pesadilla de la que no puedo despertar como tantas veces en que "vivo" los sueños y Barry tiene que hacer acopio de fuerza para lograr despertarme. Son tan reales esas pesadillas que me da escalofrío pensar siquiera en que los estoy padeciendo en mis cinco sentidos.
Todo es tan claro, no lo imagino de otra manera. Los pasos de Barry, sus palabras, el ruido de la reja. El grito. El celular con sus letras sin sentido.

-Nada de eso pasó, no he hablado contigo hasta ahorita- me dice intrigado. 
-Si pasó, no lo soñé- intento no gritar.

Se me eriza la piel pensar siquiera que estaba soñando despierta. Alucinando como nunca hasta ahora en que desde "arriba" podía ver todo lo que sucedía. Espectadora de mis propias pesadillas, puedo contar paso a paso lo que sucedió. ¿Alguien me cree?

-Te mandé un whatsapp- grito para que me crea -revisa el celular. El mensaje es lo único tangible de mi pesadilla. No fue sueño, ¡estuve ahí! luego entonces por qué Barry no vio nada si él estaba conmigo. Los fármacos me producen aventuras en forma de pesadilla. Sin embargo algo no anda bien.

Tengo miedo pero a la vez una poca de fe porque puede que esté viviendo un sueño horrible del que despertaré a punto del infarto buscando protección en los brazos de Barry.
-Tranquila, ya todo pasó-
-¿Sabes qué soñé?- que no podía caminar.



39 comentarios:

  1. Un pequeño brote sin importancia... como un mal sueño.

    Ya fue, ya paso.

    Besos, MaLquE.

    ResponderEliminar
  2. ¿Sonambulismo? La otra noche soñé que estaba peleando y termine en el suelo.

    Besos

    ResponderEliminar
  3. Te entiendo bien por desgracia.
    Soy un adicto a ellas.
    Esta mañana he tenido una pesadilla.
    Hacía tiempo que no tenía... lo he pasado fatal.

    Besos.

    ResponderEliminar
  4. siento tu desesperación, la transmites de una forma tan clara que puedo entenderte. A veces los sueños y/o pesadillas son los miedos que tenemos a diario.
    Tranquila, ya pasó.
    un beso

    ResponderEliminar
  5. Desesperante duermevela,lo he sufrido también.
    Un abrazo fuerte.
    Que hoy puedas descansar.

    ResponderEliminar
  6. Tranquila, Malque. Ya verás cómo todo va a estar bien. Un beso grande.

    ResponderEliminar
  7. Las pesadillas y sueños tan vivos y reales muchas veces dan miedo y otras nos dicen que la vida real es lo que no se ve ni se toca.
    En un sueño me dieron un número, por curiosidad lleme y ese teléfono existía, en otro me dieron el nombre de una mujer y me dijeron, su amante murió de un tiro, pero en el sueño escuché dos tiros, investigue y en el 1889 esos dos amantes murieron en Dinamarca de un tiro cada uno.
    Los sueños y pesadillas pueden darnos alguna información que no llegamos a comprender.
    Tranquilízate y analiza, tal vez sólo sea el estado en que te encuertras, procura descansar.
    Acabo de ver tu publicación y paso al instante.
    Un abrazo.
    Ambar

    ResponderEliminar
  8. Si, a mi me sucedió algo así cuando estaba en coma en un accidente de carro casi mortal que tuve en Venezuela, el caso es que estuve flotando encima del techo del quirófano del hospital donde me estaban interviniendo y lo veía todo, al poco me metí en un túnel luminoso y sin terminar de recorrerlo me desperté en la cama del hospital, solo unos segundos, para perder el conocimiento de nuevo y así estuve un mes completico, sin despertar, en coma... ¿Que como fue eso? Ni idea, nunca lo supe, pensé que fue un sueño o producto de la anestesia...
    En fin, como ves salí de esa sin volverme tonto, al menos del todo...jajaja :)
    Besos y salud

    ResponderEliminar

  9. Lo siento... espero que hoy duermas bien.
    Menos mal que tienes al lado a Barry que vela por tu sueño y por tu despertar... :))

    Un beso y un cálido abrazo!

    ResponderEliminar
  10. Bueno suerte fue una pesadilla,abrazo.

    ResponderEliminar
  11. "El mensaje es lo único tangible de mi pesadilla", la mala costumbre de las mujeres de acumular pruebas; mi esposa tiene impreso, ordenado y archivado todos los correos que le mandé cuando éramos enamorados.

    ResponderEliminar
  12. Querida, como empastillada que soy, he vivido situaciones semejantes. Creo que lo mejor es estar conscientes de que las pastillas nos zafan algún tornillo y no darle demasiada importancia. Cuenta con la protección de Barry. Todo estará bien.
    Un abrazo empastillado

    ResponderEliminar
  13. Yo creo en tu vivencia "paranormal" o "sobrenatural".

    Dos cosas.

    1. Deja de tomar tanto, tanto fármaco. Te envenena la mente con cuestiones innecesarias, tal como le pasa a un drogadicto o a un alcohólico. Y ten por seguro que esa rutina de fármacos te va a volver loca y te va a matar mucho antes de lo previsto. No te hagas adicta a a depender de nada, excepto a Barry y el blog.

    2. Lo que viviste fue una "parálisis del sueño". Es normal que la gente nerviosa o con depresión lo sufra. Todo es culpa del sistema nervioso. Yo lo he sufrido, y, según avanza mi vida, creo que lo seguiré experimentando.

    Y ya que tus textos rondan siempre la muerte y el fin inminente de todas las cosas, entonces dedícate mejor a mirar las estrellas. Es un lujo de los que solo los que estamos vivos podemos disfrutar. ¡Aprovéchalo!

    ResponderEliminar
  14. Es horrible tener un sueño vívido, sea de la circunstancia que sea (bonito o pesadilla), porque esa sensación de desesperanza al no poder despertar a veces puede mas que la realidad o la necesidad de despertar. Me ha pasado muchas veces, una de ellas soñé mi muerte y podía sentir cómo me iba apagando, como cada parte dejaba de responder y los sentidos se iban; desperté gritando muy asustada, tanto que tuve que llamarle a mi marido a medianoche...

    Según el psiquiatra que me veía, una pesadilla así de escalofriante o el sonambulismo así de espontáneo (como veo fue tu caso) reflejaban un grito de ayuda desde tu subconsciente, que algo no está resuelto aún... Y sí, considero irresponsable lo que comentaban previamente sobre dejar los medicamentos. ¬¬

    Un abrazo.

    ResponderEliminar
  15. He oído decir que cuando estás pasándolo mal por culpa de una pesadilla debes pensar que lo es, que vas a despertarte y todo va a volver a la normalidad. No sé si funciona.
    Besos.

    ResponderEliminar
  16. Ya paso, en ocasiones las tenemos, parecen tan reales...
    Besos

    ResponderEliminar
  17. Ya paso, en ocasiones las tenemos, parecen tan reales...
    Besos

    ResponderEliminar
  18. Gran parte de esto se debe por desgracia a los medicamentos. Pero no queda más remedio que tomarlos. Yo ya creo que te lo he comentado. No duermo más de cuatro horas diarias, y voy a peor. Y aparte como me tomo pastillas para dormir, creo que es de las putas pastillas, tengo unos sueños y pesadillas horribles. Espero que esos malos sueños, se te vayan disipando.

    Besos Malque.

    ResponderEliminar
  19. Ese final de la pesadilla, terrible. Pero eso tienen las pesadillas. A veces dicen que grito, cuando me golpean las pesadillas. Por eso serán que las llaman así, porque en nada se parecen a los sueños. Un abrazo. Carlos

    ResponderEliminar
  20. Tienes a Barry a tu lado, él te protegerá de tus pesadillas.

    ResponderEliminar
  21. Hola Flor de María. Es lo que tienen los sueños, que nos parecen tan reales que nos asustan. Seguro que si Barry te abraza y te da un beso, el miedo se pasa porque ves que la realidad es otra.
    Abrazossssssssssssssssssssssssssssssssssssssss

    ResponderEliminar
  22. Yo sí te entiendo, conozco esas pesadillas reales. SUeño mucho, demasiado, y en una época también tuve que tomar fármacos y era como vivir otra vida en sueños.
    Besos, guapa.

    ResponderEliminar
  23. Lo siento, menos mal que pasó.
    Con Barry al lado te protegerá.
    Consúltalo también con tu médico.

    Un beso, querida Malque.

    ResponderEliminar
  24. Las pesadillas son un reflejo de lo que nos tiene preocupados, o nos ha marcado, es un espejo opuesto al ensueño, y si, cuando se tienen se necesita abrazar a alguien querido.


    Un abrazo en la distancia
    Muy cercano en el corazón

    ResponderEliminar
  25. Ayer tuve una prsadilla y eso que no soy propenso. Un señor mayor, un poco baboso y con barba, no paraha de hablar, diciendo frases incobexsas y si sentido, aunque él le ponía mucho enfásis. Luego ví que se habían dejado la tele puesta y era el señor candidato. Pero hasta que no desperté del todo fue terrible.
    Un ahrazo.

    ResponderEliminar
  26. Este comentario ha sido eliminado por el autor.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Ayer tuve una pesadilla y eso que no soy propenso. Un señor mayor, un poco baboso y con barba, no paraba de hablar, diciendo frases inconexas y si sentido, aunque él le ponía mucho énfasis.
      Luego vi que se habían dejado la tele puesta y era el señor candidato. Pero hasta que no desperté del todo fue terrible.
      Un abrazo.

      Eliminar
  27. tu pesadilla es totalmente normal. es el miedo recurrente que deriva de tu enfermedad y que lo tienes presente no sólo de manera consciente, sino también inconscientemente.

    es un diagnóstico del pirata freud, je.

    ojalá puedas enfocarte en alguna buena película, alguna canción o alguna otra situación que te haga tener mejores sueños.

    besos

    ResponderEliminar
  28. Sueño mucho y da la casualidad que me gusta soñar. Pero cuando tengo una pesadilla me despierto toda asustada diciendo Menos mal que fué un sueño.
    Me encantó tu relato.
    Un beso

    ResponderEliminar
  29. Tiene razòn Draco. Pesadillas estamdo dormidos , preocupacionws del susconsciente.

    Estando despiestos y vivir como en una pesadilla no sé qué solución tiene. Tal vez : despertarse .

    Besos.

    ResponderEliminar
  30. Despertarse , como tú lo has hecho en mi blog conmigo.

    ResponderEliminar
  31. los sueños tan complejos profundos y aveces significativos !
    en ocaciones las dudas ,miedos de la vida se nos presentan en los sueños
    animo !
    si gustas pasar http://heladodenubesdulces.blogspot.com.uy/

    ResponderEliminar
  32. En ocasiones los sueños son tan reales y se viven tan intensamente, que cuesta aceptar que solo fuè un sueño.
    Gracias por tu visita a mi blog.
    No tengas tan pobre opinión de ti, eres una persona de mucha valía y eso no puede destruirlo nadie, ni siquiera el parkinson.
    Un fuerte abrazo desde Barcelona

    ResponderEliminar
  33. Los sueños nos juegan extrañas pasadas... Y peor si no estamos preparados para ellos.

    Suerte, Malquerida, Mucha.

    Saludos,

    J.

    ResponderEliminar
  34. Hola Malque! y justo acabo de colocar un post de pesadillas... acabo de leer la tuya.. esas que afectan la salud de alguna u otra forma son las peores. A veces por la medicación se puede tener alucinaciones visuales, auditivas... pregunta a tu médico que es el que mejor te guiará en este asunto..
    besos

    ResponderEliminar
  35. Jo...eso sí que es bastante jodido...espero que te vaya mejor. Un abrazo.

    ResponderEliminar

Aí usté habrá de disculpar la falta de respuestas a este soliloquio intrínseco en el que me hallo. Sucede que en este su blog -que es mio pero por educación se lo ofrezco- el pp se apodera de la poca lucidez y tiempo que poseo.

Visitaré su blog agradeciendo la visita tan pronto el tiempo y la memoria me lo permitan.

Suya pero no de usted

la MaLquEridA

Musa con cuernos

PARA LA MALQUERIDA

La Malque es un corazón de sol escondido y mil silencios largos. Es beso de agua y luz de ciegos en el desierto diario. La leo y me leo. La leo y la siento. La leo y la quiero. Vamos de la mano desconocidos y alejados por los caminos rotos y astillados de la vida cansada y del tiempo huraño. Refunfuñamos por todo y hasta en el infierno tienen miedo de que un día aciago lleguen nuestros pasos. Chocamos con mil horas arañamos las rutinas odiamos la compasión nos dan risa los ángeles y mucha pena los diablos. Nos cansa todo y más que nada el resto de los humanos. A veces herviríamos a los que nos rodean y otras daríamos la vida por hacer reír a un chavo. La Malque es un corazón de sol escondido y mil silencios largos. Toro Salvaje